Versum eventos

El colegio de magos Tacitus

Del Archivo General de Arengas y Discursos, Sección 6, Tomo IV: Una breve exposición sobre la importancia de la magia sutil, de Asterión Limes, pronunciado en su ceremonia de investidura como tercer Gran Maestre del Colegio Tacitus.

Las fuerzas de la magia son tan vastas e insondables que sólo podemos aspirar a comprenderlas en parte, y es difícil referirse a ellas con palabras.

Digamos, pues, para tratar de hacernos entender, que la magia es como el viento, una presencia incorpórea e inefable que no podemos ver ni oír, pero que sentimos a nuestro alrededor cuando se manifiesta, una fuerza que puede ser tenue como la brisa o potente como un huracán.

El talento del practicante, por tanto, consiste no en tratar de dominarla, empresa inútil por otra parte, pues la magia es indomeñable, sino en aprender a manipular los etéreos filamentos de los que se compone para controlar la forma, intensidad o frecuencia de sus manifestaciones en los distintos planos de la realidad.

Un buen mago sabrá usar su Don a modo de palanca, buscando el punto donde un mínimo de poder, sabiamente invertido, provocará el máximo efecto posible. La sutileza y las suaves palabras son las que originan auténticos cambios en la mente inconsciente de los seres, en el espíritu de las bestias y la flora, y en los elementos primarios que componen todo lo existente.

Los componentes del colegio Tacitus, llamados despectivamente “susurradores” por el resto de los magos, suelen ser tranquilos y poco dados a involucrarse en enfrentamientos abiertos. Sin embargo, manejan como nadie las intrigas y los rumores, y tienen sorprendentes habilidades para controlar y someter la mente de otros seres. Sus hechizos, pronunciados siempre en voz suave y comedida, pueden tener efectos devastadores tanto para el objetivo como para quienes le rodean. Este colegio es el elegido por hadas madrinas y hechiceros bondadosos que desean mejorar la vida de otros, estudiosos de la naturaleza y la mente, sabios que aspiran a convertirse en consejeros de los poderosos para gobernar en la sombra, o brujos embaucadores que ven a los demás como meros instrumentos para sus fines.

facebook_-1254794894